Archivo de la etiqueta: La Marea

La rebelión del Periodismo independiente

PR09_LAMAREA_300413_lorenzomartíneznavarro

¿Es posible ejercer hoy en día un periodismo independiente, libre de intereses políticos y empresariales? Se hace complicado pensar en un periódico que no dependa de la publicidad para financiarse, sobre todo si esa publicidad puede llegar a condicionar o no los contenidos del medio. De esta encrucijada nace La Marea, formada por un equipo de valientes ex trabajadores del diario Público que tras imprimirse el último ejemplar de este diario, el 23 de febrero de 2012, se vieron en la calle. Sus dueños echaron a la calle al 85% de la plantilla.

Portada y contraportada del periódico La Marea
Portada y contraportada del periódico La Marea

Pero estos profesionales tienen mucho más periodismo que ofrecer. Un periodismo sin ningún tipo de presión política o empresarial que pueda condicionar sus artículos. Como reza en su web: “Periodismo es, por ejemplo, poder publicar el nombre de un banco responsable de un desahucio sin miedo a que retire sus anuncios. Ese es el único periodismo en el que creemos y el que vamos a ejercer en La Marea”. Una serie de conceptos inspiran sus principios éticos: libertad, igualdad, laicidad, defensa de lo público, economía justa, memoria histórica, movimientos sociales, trabajo digno, medio ambiente, república, vivienda digna y cultura libre. Apuestan por el periodismo de investigación y análisis, por la cultura y por esas otras historias que a menudo pasan inadvertidas para los medios de comunicación.

Quieren ser un medio de masas, que pueda leerse por un cristiano, un monárquico, un periódico con personalidad propia que aborda los diversos temas sin miedo y sin ataduras.

Pero, ¿cuáles son sus vías de financiación, sino cuentan apenas con publicidad? Toni Martínez, miembro fundador de la cooperativa MásPúblico, editora de La Marea, estuvo con los estudiantes de periodismo de la UMH el pasado 10 de abril y explicó los inicios de este periódico tan prometedor.

Toni Martínez, socio fundador y editor de La Marea
Toni Martínez, socio fundador y editor de La Marea

Apostaron por crear una cooperativa de trabajadores y usuarios (MásPúblico), en la que estos últimos tendrán un papel activo. Esta fórmula inédita en España e inspirada en el éxito del diario alemán Taz permite desvincular el diario de posibles intereses ajenos a los lectores de La Marea al contar con una base financiera independiente creada por miles de socios y lectores. Las decisiones que atañen a la gestión económica de la cooperativa y a las grandes líneas editoriales se toman en la asamblea de socios. La redacción es la que decide sobre los contenidos periodísticos.

La Marea aspira a que los contenidos publicitarios apenas generen un 10% del total de sus ingresos. Además la publicidad incluida está sometida a un código ético consensuado en asamblea. Aceptan marcas que no contradigan sus principios editoriales, rechazan la publicidad sexistas, financiera o especulativa, ni empresas que inviertan en empresas poco transparentes.

De esta manera, su principal financiación se basa en las ventas y suscripciones. El periódico se puede adquirir en quioscos de Barcelona, Madrid y Valencia por tan solo 3 euros: Como no disponen de un grupo editorial fuerte a sus espaldas ni de grandes capitales, su producto estrella que es el papel está presente en estas tres ciudades, de momento. También se puede comprar a través de la web.

 Además puedes ser socio, invirtiendo mil euros (un socio un voto en asamblea) y participando con la suscripción amiga: 12 números por 50 euros, gastos de envío incluidos y camiseta de regalo. Tienen una tirada de 25 mil ejemplares, 15 mil se reparten en los quioscos. Del margen de beneficio tienen que descontar la imprenta y la distribuidora que se lleva más de un euro por cada ejemplar repartido desde la imprenta al quiosco.

Viñeta de Vergara, colaborador de La Marea
Viñeta de Vergara, colaborador de La Marea

Es admirable el esfuerzo por reinventarse de estos profesionales. Creen en el periodismo auténtico, sin trabas para ejercer su vocación. En una época en la cual es muy complicado encontrar información veraz que no se encuentre salpicada de intereses políticos, económicos o empresariales; surgen auténticas rebeliones. Movimientos “socio periodísticos” para reinventar la profesión con nuevos modelos de negocio que ofrezcan viabilidad y a su vez no desinformen. Tras el cierre de Público han surgido cuatro nuevos medios: La Marea, Revista Mongolia, Líbero y Eldiario.es. Nuevos medios para nuevos tiempos. Medios que han llegado para quedarse y que son el futuro de la profesión. Solo falta decir suerte y… ¡a la rebelión!

 

La ola del Periodismo cooperativo

PR09_LAMAREA_300413_RUBÉNREYESCARRASCO

De todas las crisis emerge una gran oportunidad y así fue para los extrabajadores del diario Público. Cuando Público cerró, los trabajadores no sabían que hacer. Lo que sí tenían claro es que querían apostar por el buen Periodismo (de investigación y análisis), justo y sin presiones. Fruto de estos ideales nació la cooperativa MásPúblico y otros medios como la revista Líbero, eldiario.es, Mongolia, Materia o EnCubierta.

¿Es esta la apuesta definitiva por un periodismo de calidad, libre y sin miedo ni ataduras? Es pronto para asegurarlo, lo que está claro es que están marcando el camino a seguir para muchos periodistas y estudiantes de la profesión.

ultimonumeromarea
Portada del ejemplar de Abril

La plasmación de esa cooperativa MásPúblico fue la del diario de propiedad compartida La Marea y para conocerla más a fondo, uno de sus fundadores y miembro de redacción, el valenciano Toni Martínezvisitó la Universidad Miguel Hernándezel 10 de abril.

Captura-de-pantalla-2013-04-12-a-las-04.13.31
Toni Martínez / Foto: Periodismo UMH

Su funcionamiento es sencillo: es una cooperativa. Las decisiones en materia económica las toman en la asamblea de socios, la redacción es la que se encarga de los contenidos de cada número y un Consejo Editorial es el que se encarga de que se no se incumplan los valores y principios del medio.

Un Periodismo sin presiones, en defensa de lo público, a favor de la igualdad, la laicidad, la economía justa, el trabajo digno, la memoria histórica, la cultura libre, el interés por los movimientos sociales y la regeneración democrática son algunos de los principios que enarbolan la bandera de este nuevo medio. Aun así pretenden ser un medio de masas, un medio que pueda ser leído tanto por un monárquico o un cristiano como por un republicano o un ateo.

En el terreno de la financiación y publicitario (el gran debate de la prensa escrita) también tienen su código ético. La Marea no apuesta por una financiación basada en la publicidad y “esto no es un problema, es una oportunidad”, afirma Toni Martínez. Sus anuncios estarán sometidos a un código ético que se someterá a debate en las asambleas, por lo tanto, no aspiran a que la publicidad genere más de un 10% de los ingresos. Estos llegarán por otras vías como: la venta de los ejemplares mensuales (3€), la suscripción anual a los 12 números (50€), la opción de hacerse cooperativista (1000€) y la venta de material como tazas y camisetas. Buen Periodismo y que no depende de la publicidad, a priori, una buena receta del éxito. El tiempo lo dirá.

IMG_2164
Toni Martínez

La redacción principal de La Marea se encuentra en Madrid y, al no contar con el apoyo de un gran grupo editorial, los ejemplares sólo se venden en Madrid, Barcelona y Valencia, aunque su objetivo es que los números de La Marea lleguen a los quioscos de toda España en un futuro cercano.

En el terreno meramente periodístico, Toni Martínez dibujó a la cabecera como un medio libre y social, que a su vez abre sus brazos para dar oportunidades a los nuevos periodistas o los periodistas freelance mediante la publicación de sus artículos. El periodista ofrecerá su reportaje a La Marea y, si todo va bien, se lo comprarán. La tirada del periódico es de 25.000 ejemplares, de los cuales 15.000 se llevan a los quioscos y 10.000 se van para las ventas por Internet y las suscripciones. También entran en esta ecuación la imprenta y la distribuidora, que por cada ejemplar puesto en un quiosco se llevan poco más de un euro.

Captura-de-pantalla-2013-04-12-a-las-04.13.02
José Luis González y Toni Martínez / Foto: Periodismo UMH

Sin duda es pronto para saber si el modelo de La Marea es el idóneo, pero ofrece una alternativa ética y sana a lo que muchos hoy en día piensan que es el Periodismo. Así es como se consiguen cambiar las cosas. De la misma manera que ellos vieron en la crisis una oportunidad para sacar adelante este proyecto, es ese sentimiento el que debe embriagar a los nuevos periodistas para cambiar las cosas, cambiar el modelo por el cual se rigen las normas del Periodismo actual, que como se está viendo, no funcionan y poco a poco se están transformando.

Parafraseando a la declaración de intenciones que se puede leer en la web de La Marea: “Aspiramos a crecer juntos”. Y no sólo ellos, sino todos los periodistas. Y con proyectos así, que pueden servir como un espejo donde mirarse, todo es mucho más fácil.

Toni Martínez, editor de La Marea, visita las aulas de Periodismo de la UMH

El 21 de Diciembre los kioscos de Madrid, Barcelona y Valencia veían por primera vez La Marea. Nacía un nuevo periódico justo en un momento en el que la mayoría de la sociedad cree muerto el periodismo y el papel. La cooperativa MásPúblico lanzaba este proyecto compuesto algunos afectados por el ERE del Diario Público. El  85% de la plantilla de Público se iba a la calle en Febrero del año 2012.

Su editor, Toni Martínez, visitó la UMH para explicar cómo funciona La Marea a los alumnos de Periodismo: “Cuando cerró Público pensamos que el mundo se nos venía encima, no sabíamos bien qué hacer.” Este nuevo proyecto, apuesta por “el periodismo de investigación y análisis, por las historias que pasan desapercibidas para los grandes medios”. El periodista asegura que han aprendido del error que hizo fracasar Público y que por eso apuestan por el modelo de empresa de la cooperativa, detrás del cual no hay ningún empresario, partido político u otra organización que pueda hacerse con el control y actuar de opresor.  Aquí los usuarios tienen un papel activo como socios usuarios, por una aportación económica tienen un voto y de igual forma su opinión se tiene muy en cuenta en el desarrollo de cada número. MásPúblico es una cooperativa periodística, cuyo objetivo es hacer periodismo, exclusivamente. Lo componen diez personas ex trabajadores de público. Pretende ser un medio trasparente y democrático. Empezaron con la cooperativa en junio y hasta diciembre no pudieron constituirse: “Fue un trabajo duro, hasta ahora no había en España una cooperativa periodística”, cuenta Toni Martínez.

Toni Martínez muestra uno de los números de La Marea
Toni Martínez muestra uno de los números de La Marea

El profesor Jose Luis González , que presentaba a Toni Martínez leyó el primer editorial publicado por La Marea: “Sin miedo y sin ataduras”, toda una declaración de intenciones y una carta de presentación de los principios que rigen la actuación y contenidos del diario: Libertad, igualdad, laicidad, defensa de lo público, economía justa, trabajos sociales, medio ambiente, república y cultura libre.

El editor de La Marea dedicó unos minutos de la ponencia a explicar cómo se organiza a nivel interno el periódico. Los alumnos de cuarto de periodismo, inmersos en un proyecto comunicativo importante, agradecieron la explicación y prestaron especial atención.

La cooperativa posee todos los mecanismos reguladores presentes en las normas éticas y deontológicas de la profesión.

MásPúblico funciona con un consejo rector, un consejo administrativo, consejo de redacción y un consejo editorial. El consejo de redacción está formado por socios trabajadores periodistas, que son los que deciden el contenido periodístico del medio. El consejo editorial vigila que el medio de comunicación cumpla con las líneas generales de la cooperativa. Está formado por personas de reconocido prestigio en su ámbito laboral y o social, aún por elegir.

La asamblea se nombra una vez al año y es el máximo órgano de decisión. Protege la cooperativa de quien quiera absorberla. Un 50% pertenece a los socios trabajadores y el otro 50% a los socios usuarios.

En las palabras de Toni Martínez quedaba claro que este nuevo proyecto no tiene límites, quieren seguir a más: “Nuestro objetivo es llegar a todo el estado. Queremos ser un medio de masas, que este diario lo pueda leer un monárquico, aunque nos  metamos con la corona y un cristiano aunque nos metamos con la Iglesia”.

Como no disponen de un grupo editorial fuerte a sus espaldas ni de grandes capitales, su producto estrella, que es el papel, lo incluyen en tres ciudades: Madrid, Barcelona y Valencia.  Toni compartía como dato curioso que hay personas que se interesan por comprar un número determinado de ejemplares y se encargan de distribuirlos en aquellas ciudades en las que la edición en papel no llega.

Respecto a la procedencia de sus ingresos, el editor aclara que no dependen de la publicidad: “La publicidad tiene un valor menor del quince por ciento. Nos basamos en ventas y suscripciones. Tenemos una tirada de 25.000 ejemplares, de los cuales 15.000 van a kioscos. En el margen de beneficio descontamos la imprenta y la distribuidora que cobra más de un euro por cada ejemplar repartido desde la imprenta al kiosco”. Este medio respeta los principios éticos de la publicidad: aceptan marcas que no contradigan sus principios editoriales, rechazan aquellos machistas, sexistas o financieros o especulativas y empresas que inviertan en empresas sucias o en armas. Sí que aceptan publicidad institucional.

Preguntado por la web, Toni Martínez, aclaró que “aún no es web. Todavía es blog”. La web estará lista entre tres semanas y dos meses. No luchan por el última hora porque no pueden cubrir esa última hora. Y adelanta que harán aplicaciones para el móvil.

Ya en la rueda de preguntas, hubo gran interés por su fuerte carácter ideológico que huye del poder del empresario. Por la Libertad de prensa, a lo que responde que “no existe”, y pone como ejemplo el tratamiento del caso Noós diciendo que “no van al fondo por las fuertes presiones de Santander, de Iberdrola y de todos los que tienen intereses en el diario” cosas de las que quieren huir en La Marea.

Los alumnos preguntaron por el equipo que compone el diario y por el funcionamiento de la plantilla. Como dato de interés Toni Martínez comenta que sobretodo buscan colaboradores externos: “Los coordinadores de Internacional y de Sociedad están en el proyecto y conocen a todos los profesionales del sector, con lo cual cuando necesitamos cubrir algo en concreto, ya saben a quién pueden solicitar el trabajo”.

Otro punto fuerte de interés por parte de los alumnos de periodismo, es la gran competencia en que tienen en el mercado. Últimamente atendemos a los nacimientos de muchas publicaciones independientes como Libero, Mongolia o eldiario.es. Los alumnos preguntan hasta qué punto son únicos y si les será rentable su idea. Toni responde seguro: “No todos cubrimos las mismas necesidades, cada uno tiene su nicho de mercado”.

La Marea sale a la venta los últimos viernes de cada mes y cuesta tres euros. Su web es lamarea.com y puedes ser socio con suscripción amiga por 50 euros, con lo que tendrás 12 números con gastos de envío incluidos y opción a una camiseta de regalo.

Una nueva oportunidad para el periodismo de siempre, el que lucha por la denuncia social y por volver a ser el cuarto poder.